Laxantes naturales

Laxantes naturales

Todos, en algún momento, hemos pasado por las molestias del estreñimiento, una sensación incómoda a la hora de ir al baño, que puede ponerte de muy mal humor. Afortunadamente existen métodos para aliviarlo; sigue leyendo y conoce qué laxantes naturales se recomiendan para que este problema desaparezca de tu vida.

Problemas de evacuación

Ir al baño es todo un martirio cuando se padece de estreñimiento, ya que se torna eterno y doloroso, debido a la dificultad para expulsar las heces de tu organismo. De acuerdo con el portal de Mayo Clinic, dedicado a la práctica clínica, educación e investigación médica, los signos y síntomas comunes de este malestar son:

-Tener menos de tres evacuaciones por semana

-Sentir que no se vacía por completo el intestino

-Hacer mucho esfuerzo para tener evacuaciones intestinales

-Sentir una obstrucción en el recto que impide las evacuaciones

-Tener heces grumosas o duras

-Necesitas ayuda para vaciar el recto, como presionar tu abdomen

Esta situación le pasa a cualquiera, sobre todo, a aquellos que llevan una dieta poco saludable, es decir, rica en comida chatarra o grasosa. Aunque si estos síntomas son recurrentes y sin una causa aparente, lo mejor es visitar a tu médico de confianza.

¿Cómo funcionan los laxantes naturales?

Para tener una evacuación sin dificultades, el movimiento de los intestinos debe ser más ágil. Una opción para lograrlo es el uso de laxantes naturales, los cuales tienen un alto contenido de fibra. Esta ayuda a que las heces absorban más agua, por lo tanto, serán más grandes, suaves y fáciles de expulsar.

Hay distintos tipos, aquí te enlistamos unos que se encuentran fácilmente::

Linaza

Se trata de la semilla de la planta de lino, es una opción muy versátil y con grandes cualidades, las principales son:

-Es rica en fibra, lo que ayuda a que el tránsito intestinal funcione correctamente.

-Es una fuente rica en proteínas, lo que significa que sirve como sustituto de algunas proteínas animales en tu dieta

-Contiene magnesio y manganeso,  dos componentes que contribuyen a la salud de los huesos

-Es rica en omega 3, un nutriente que disminuye el riesgo de enfermedades cardiovasculares; checa este artículo para conocer más acerca de la linaza:

Agrégala en diferentes preparaciones, como en un tazón de frutas o en el cereal, también opta para preparar un rico batido de frutas o incluirla en infusiones. Otra alternativa es que utilices su aceite vegetal.

Manzana

La manzana también es uno de los laxantes naturales, ya que su piel y pulpa son ricas en fibra. Según la revista española Eroski Consumer, si padeces de estreñimiento, se recomienda que consumas esta fruta cruda y con piel, ya que sus propiedades pondrán a trabajar a tu digestión.

Ciruela

Hay diversos tipos de ciruela como las rojas o amarillas, tienes de dónde elegir. Este fruto es rico en fibra y potasio, lo que te ayudará a combatir el estreñimiento al ser un laxante natural. Toma en cuenta que su consumo debe de ser moderado, de lo contrario, te soltarías del estómago.

Como plus, la ciruela es rica en vitamina A, B y C, lo cual ayuda al funcionamiento general del cuerpo. Se puede comer en postres, mermeladas  o incluirla en tus platillos favoritos.

Papaya

Esta fruta contiene una enzima que se llama papaína, la cual sirve para degradar las proteínas, carbohidratos y grasas; es decir, cuando la comes, los alimentos que estén en tu estómago podrán digerirse más fácilmente,  lo que hará que tus intestinos puedan trabajar correctamente.

Como ventaja, en las semillas de papaya también existe una sustancia llamada carpaína, la cual ayuda a eliminar ciertos parásitos del estómago.

Batido de papaya y piña

Otros cuidados

Aunque los laxantes puedan ser efectivos, no olvides combinarlos con hábitos saludables para proteger tu sistema gastrointestinal. Checa estos consejos:

-Alimentación: Sigue una dieta con base en el plato del bien comer, es decir, consume preferentemente frutas y verduras; después, elige la cantidad de carbohidratos, de acuerdo con tu actividad física; y finalmente, opta por pequeñas porciones de proteína de origen animal. Además, excluye alimentos chatarra.

-Bebe suficiente agua: El agua es vital para todas las funciones del organismo, incluyendo el sistema gastrointestinal, por eso, debes tomar mínimo dos litros de agua al día. Evita las bebidas azucaradas, gaseosas o alcohólicas.

-Elige un probiótico: Para mantener una flora intestinal saludable, apóyate en los probióticos, que son bacterias que auxilian a tu digestión. Encuéntralos en diversos alimentos, pero también a través de suplementos de venta libre en cualquier tipo de farmacia de medicamentos genéricos, aquí te damos un ejemplo:

Realiza ejercicio: Es ideal para equilibrar las funciones de tu cuerpo. Opta por una caminata ligera después de comer para mejorar tu digestión, pero si te decides por ejercicios que involucren más esfuerzo, espera al menos dos horas después de tus alimentos.

Cuida tu salud gástrica

Es importante contar con hábitos saludables en todo momento para evitar el estreñimiento, pero en caso de que lo padezcas, ya tienes posibles soluciones con estos laxantes naturales. Recuerda no abusar de ellos y consultar previamente a tu médico. Te invitamos a dejarnos tus comentarios y compartir este artículo. Hasta la próxima.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *