¿Sabes qué es una alergia estacional? Conoce más y toma tus precauciones

¿Sabes qué es una alergia estacional? Conoce más y toma tus precauciones

Existen diferentes tipos de alergias: respiratorias, por alimentos o medicamentos, cutáneas, en los ojos, etc. Pero la alergia estacional es muy frecuente, y a veces se confunde con un resfriado común. Entonces te surge la duda, ¿alergia o resfriado? Sigue leyendo y conoce más sobre este tipo de alergias para saber cómo actuar y contrarrestar los síntomas.

¿Qué es la alergia estacional?

También se le conoce como fiebre de heno o rinitis estacional. Se trata de alergias que surgen de la exposición a sustancias suspendidas en el aire que aparecen únicamente en ciertas épocas del año.

Así como la primavera significa para muchos una etapa ideal para salir a pasear, ir de vacaciones, para otros representa el comienzo de sus temidas alergias. Aquí, el polen se encuentra en el aire provocando reacciones alérgicas al por mayor. También hay molestias por las plumas de las aves o el pelo de los animales.

Sus síntomas son parecidos a los de otras alergias. Por ejemplo: estornudos, escurrimientos y congestión nasal, picor en la nariz o garganta, tos, etc. Si notas que cada año, en la misma época, tienes estas molestias, debes acercarte a tu médico para saber si padeces de alguna alergia.

Diferencia entre alergia estacional y resfriado

Al leer lo anterior, seguramente piensas que todas son señales de un resfriado, sobre si se presentan en invierno. Las alergias estacionales se caracterizan por:

  • Se provocan por un alérgeno, no un virus.
  • No hay fiebre, dolores musculares ni de cabeza.
  • Los síntomas no se quitan en poco tiempo, a pesar de los medicamentos.
  • Se presentan en la misma estación del año y se mantienen hasta que termina.
  • El mejor tratamiento es a base de antihistamínicos.
Fiebre de heno
Fiebre de heno

¿Cómo tratar la alergia estacional?

No hay una cura definitiva, simplemente algunas recomendaciones que te ayudarán  combatir los molestos síntomas.

  • Primero, disminuye en la medida de lo posible, el contacto con aquello que te cause alergia. Obviamente debes ir a la escuela o al trabajo, pero evita salidas o situaciones innecesarias. En especial al amanecer o atardecer, que es cuando hay mayor concentración de polen.
  • Fortalece tu sistema inmunológico consumiendo alimentos ricos en vitamina C como naranja, mandarina, fresa, kiwi, etc. De igual forma, puedes lograrlo mejorando tu alimentación. Procura llevar una dieta saludable y llena de antioxidantes.
  • Si tus síntomas son severos, es importante que consultes a un especialista para que te recete un tratamiento adecuado. Además, te hará algunas pruebas para conocer mejor tus alergias.
  • Cuando salgas, cuida tus ojos del sol y del polen usando gafas oscuras.
  • Lava tu ropa cuando regreses de algún lado. Así evitarás que los residuos de polen o pelo de animales se acumulen en tus muebles.
  • Procura que los productos de limpieza que uses sean naturales y no tóxicos. Los que venden en las tiendas comerciales son detonadores de reacciones alérgicas.
  • El moho también es responsable de la alergia estacional. Un deshumidificador te será útil para evitar que se forme.
  • Si tienes jardín y acostumbras salir a cortar el pasto o regar las flores, hazlo siempre con una mascarilla que te cubra bien, y siempre en horas en que se concentre menos el polen.
  • Compra una cubierta alergénica para tu colchón, soporte de cama y almohadas. Y recuerda lavarlas una vez a la semana con agua muy caliente para eliminar toxinas y ácaros del polvo.
  • Puedes tratar los síntomas con antihistamínicos. Existen en el mercado diferentes marcas y presentaciones, que se venden en cualquier farmacia genérica. Por ejemplo: levocetirizina, loratadina o desloratadina. También son eficaces los remedios caseros.

Tal vez te parezca molesto hacer estos cambios, pero sin duda, tu cuerpo agradecerá que le ayudes a evitar las alergias. Y son modificaciones útiles para tu salud en general. Entonces ¡manos a la obra!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *